jueves, 14 de enero de 2016

Cambios en las Condiciones Generales de contratación de forma unilateral

Cuando veo que hay entradas de este blog que han sido visitados desde países de los cinco continentes, me pregunto si los sistemas judiciales y legislativos tienen un funcionamiento análogo o, si  por el contrario, les llama la atención las diferencias.
Evidentemente, con la globalización de servicios y proveedores estos casos jurídicos tienen una importancia vital para pequeños empresarios y emprendedores, ya que el Derecho Internacional puede hacer que terminen litigando en situaciones similares.
En el origen de este blog está el incumplimiento de la Condiciones Generales (CG) de un proveedor de servicios de internet, y en aquel momento, su contrato decía:
De la lectura literal se entiende que con publicar en su página web los cambios de las CG 30 días antes de su entrada en vigor era suficiente.
Como sentenció la Audiencia Provincial de Madrid en 2013, basta con enviar un correo a la cuenta que utilizaras en el momento de contratar el servicio unos instantes antes de cancelar el contrato, para que no considere la existencia de dolo por parte del proveedor y por lo tanto no tenga que asumir las consecuencias económicas de la misma.
Es un caso extremo sin apenas coste cuando es el proveedor el que cancela el contrato, así que variar alguna cláusula de las CG no les debería preocupar lo más mínimo. Diferente es por ejemplo cuando el cliente un día revisa sus recibos bancarios y ve que le están cargando una cantidad mayor desconociendo el motivo.
Después de buscar las CG de un ISP cualquiera como Orange, por fin encontré el enlace en uno de sus contratos.
Están escaneadas con una resolución de 1200ppp de un DIN A4 que contiene el "Formulario de contratación para los servicios de Orange del mercado residencial. Ofertas de ADS+Llamadas con Línea Orange". Recomiendo utilizar el zoom para poder leer la letra pequeña.
Por si acaso no la puedes leer, la url es http://www.Orange.es/legal. Desde ella te puedes descargar las CG que hoy son las siguientes:
En 2015 sigue diciendo que pueden modificar cualquier cláusula del contrato o parámetro del servicio con un preaviso de un mes.
Cualquier modificación unilateral de Orange será aplicada al cliente salvo que este decida resolver el contrato antes de su entrada en vigor, en cuyo caso no le aplican penalización alguna.
La redacción de esta cláusula es similar en otros ISP, por ejemplo Movistar incluso llega a decir que el cliente podrá resolver el contrato "sin perjuicio de otros compromisos adquiridos por el Cliente".
Y dado que las CG las varían los ISP cuando quieren hay que tener en cuenta que sólo será aplicable la vigente el momento de producirse el conflicto que pueda originar una reclamación y que no tiene que ser la última publicada.
Entonces cómo saber cuál es la aplicable en un determinado momento de tiempo, en Movistar lo han resuelto con un histórico de CG donde se ven algunas cuyo período de vigencia apenas ha sido una semana.
Esto es en el ámbito de los particulares, ¿será igual para los profesionales y empresas?. Tendré que analizarlo, pero lo que es seguro es que si una cláusula de las CG de contratación es abusiva para los particulares será nula por las leyes de protección de los mismos, y para los profesionales y empresas será válida.
Dado que varían con tanta frecuencia yo recomendaría a los equipos jurídicos que utilizaran herramientas de control de versiones para facilitar el seguimiento de los cambios en las CG y a los clientes que tengan que hacer valer unas determinadas CG que pidan una acta notarial que las detalle. No dejan de ser unos ficheros alojados en los servidores del ISP.
También hay que tener en cuenta que hoy en día es frecuente la contratación telefónica donde el ISP graba al Cliente y, el Cliente debería grabar al ISP cuando le realiza las ofertas telefónicas para evitar sorpresas como las que puedes leer haciendo click en este enlace.
Y si a pesar de todo te suben el precio del servicio sin previo aviso, en la siguiente entrada te contaré cómo reclamar tus derechos a través de la OMIC y el Arbitraje.

No hay comentarios:

Publicar un comentario